Si sabes donde encontrarme, no se lo digas a nadie.

Mi vida no tiene espacios, solo grandes ausencias, busque llenarlas durante años, pero fue inutil hacerlo, hoy solo puedo lamentarme de ello, aunque no he encontrado el consuelo.

miércoles, 30 de diciembre de 2015

Fin de año

Fin de año.

Es todo, pasado mañana comienza un año más y yo no puedo despedirme.
Te dije adiós algún día en este año esperando recomenzar mi vida y no pude.

¿Qué quieres?

Pero dímelo, dime que es lo que necesitas y te lo daré... una presencia silenciosa, esta bien, yo estoy de acuerdo.

Aunque déjame decirte que en este momento lo tengo todo, menos a ti por supuesto, pero no te necesito para seguir viviendo...

Puedo guardar tu sonrisa y los recuerdos que la acompañan en un cajón y dejarlos por siempre ahí hasta que se harten de no verte más...

lunes, 21 de diciembre de 2015

Maldiciones


Llegué con el murmullo de una mañana gélida... con el corazón a trote, galopando a mil por hora...
toda la semana estuve pensando en ello.

La tarde anterior se me complicó porque se presentaron imprevistos que me impedían ir...no me importó lo consideré mi regalo de navidad y cual valiéndome madres... tomé el vuelo que me llevaría de vuelta a tu presencia.

Y así fue... el avión llego a Chihuahua y la temperatura a dos grados bajo cero...tal como quise poner mi corazón todo este tiempo..

Obvio, no funcionó...el camino a casa... las montañas, los campos, ese estilo tan peculiar de las casas, el corredor lleno de recuerdos... me llenaron de inmediato de una nostalgia infinita... la misma que se aparecía de repente y de vez en cuando, para decirme que algo había dejado olvidado al partir con prisa de aquel lugar, aquella vez cuando me fui.

De pronto te vi... maldito infierno...maldita suerte... maldito tiempo... dime mejor que más podría maldecir...

Tu sonrisa, tu voz, tu andar... tu falta de interés por todo aquello que te pudiera complicar me dolió, tanto como alguna vez me cautivó...

Pero, déjame decirte que no hay mejor anestesia que un programa lleno de talleres, cursos, explicaciones, temas financieros para relajar el alma...

Porque a eso fui, a cumplir compromisos profesionales, no creas ni por un segundo que fui a verte...

 

martes, 8 de diciembre de 2015

Fue un placer

"Fue un placer habernos amado y besado, fue un placer habernos roto el corazón"

Lo encontré en una de las frases que siempre busco en las publicaciones, algo que me ayude a entender lo que siento.

Yo por el momento solo puedo decir esto

Me fui para no verte más, para no pensar en cometer tonterías, me fui porque me dolía el corazón, siempre que te veía.

Hoy a meses de no verte, a kilómetros de distancia tu ausencia no acaba.

Pero me fui porque ya no podía respirar y porque necesitaba recuperar mi vida.

Por eso me fui.